Ortodoncia sin límite de edad

Aunque existe la creencia popular de que la ortodoncia es solo para niños y adolescentes y que en la edad adulta es un tratamiento que se limita a personas que buscan mejoras estéticas, lo cierto es que cada vez más adultos recurren a este tratamiento, y no solo para mejorar su apariencia, también para solventar problemas funcionales con impacto en su salud general.

Y es que las personas somos cada vez más conscientes de que la sonrisa es una parte del cuerpo que merece ser cuidada con especial atención y de que tratamientos como la ortodoncia pueden aportarnos múltiples beneficios a largo plazo. En la adolescencia nuestra boca aún está en proceso de formación, pero en la edad adulta también nos encontramos con la necesidad de tener un engranaje correcto de los dientes para evitar problemas como el bruxismo, dolores en la articulación temporomandibular (ATM) o patologías digestivas, entre otras.

Gracias a la evolución de las técnicas de ortodoncia, los estudios 3D y los escaneados bucodentales, en la actualidad tener una sonrisa sana y bonita es más sencillo y cómodo que nunca. Actualmente los ortodoncistas realizan tratamientos completamente personalizados, dirigidos a alinear los dientes y subsanar otras patologías bucodentales asociadas, independientemente de la edad del paciente y con resultados que pueden llegar a ser muy satisfactorios en cualquier etapa de la vida.

En lo que respecta a ortodoncia, en la edad infantil los brackets metálicos son el tratamiento más popular, sin embargo los adultos se decantan preferentemente por opciones más discretas, como la ortodoncia invisible o estética (que se llevan a cabo con férulas extraíbles o brackets completamente transparentes).

La ortodoncia invisible es la solución preferida de los adultos. Se realiza mendiante alineadores transparente y extraíbles que se fabrican completamente a medida, con un software que permite conocer previamente cómo quedará la boca del paciente al finalizar el tratamiento. A través de la tecnología 3D, se estudia todo el proceso de desplazamiento de los dientes, seleccionando la fuerza necesaria en cada zona para que el tratamiento sea más eficaz.

Ventajas de la ortodoncia invisible en la edad adulta

  • Las férulas son transparentes, apenas son perceptibles.
  • Los alineadores se diseñan a medida, de forma personalizada.
  • No produce molestias ni heridas.
  • Permite realizar una higiene bucodental más precisa, al ser posible extraer las férulas.
  • Reduce los tiempos de tratamiento, al ser más eficaz con los desplazamientos de los dientes.
  • Es una ortodoncia removible, permite que se extraiga durante la comida o momentos puntuales.

La tecnología también ha revolucionado los tradicionales brackets, que abandonan su apariencia metálica. Es el caso de los brackets cerámicos, más discretos debido a que se confunden con el diente, o de zafiro, más resistentes que los anteriores y con una gran estética, que hace que pasen prácticamente desapercibidos.

La innovación sigue apuntando alto con los brackets autoligables, que no necesitan gomas para fijarse a los dientes. Una pestaña integrada en el mismo bracket les permite unirse solos.

Además, los brackets linguales, que no se colocan delante sino detrás de los dientes, en la cara interna, son completamente inapreciables para los demás.

Actualmente gracias a los avances contantes en las técnicas de ortodoncia, existen opciones de este tratamiento para cada tipo de persona, en cualquier edad. Los tratamientos se adaptan a las distintas necesidades, disminuyendo el tiempo de duración y las posibles molestias asociadas. Y es que… ya no hay etapas vitales, ni excusas para dejar de cuidar nuestra sonrisa.

FUENTE